Efemérides 2004 - 2008

ive actualmente nuestra Hermandad momentos muy importantes para su historia, ya que la legislatura que finaliza en octubre de 2008 viene siendo marcada por múltiples celebraciones que en forma de distintos aniversarios podemos disfrutar los hermanos que hoy día pertenecemos a ella.

Comenzamos el 26 de mayo de 2006, con la conmemoración del XXV aniversario de la “Carta de Hermandad” que desde 1981 mantenemos con la Hermandad de la Soledad, y que en un acto íntimo y emotivo quedó refrendada ante los Benditos Titulares de ambas Cofradías en la Iglesia de la Victoria.

También durante la pasada Semana Santa de 2007, se cumplieron cuarenta años de la primera salida en procesión de nuestra amantísima Titular María Stma. del Dulce Nombre. Del mismo modo, conmemoramos durante este año el hermanamiento que con nuestra querida Hermandad de “La Yedra” se llevara a cabo hará cincuenta años el 21 de diciembre, y mediante el cual las dos Corporaciones se otorgaron el título de Hermano Mayor Honorario entre ambas. Y durante la Cuaresma rememoraremos el cincuenta aniversario de la bendición de la imagen de nuestro Titular el Santísimo Cristo de la Buena Muerte, celebrado el 16 de marzo de 1958 en la Iglesia de San Juan de los Caballeros.

MAS INFORMACION');" onmouseout="return nd();" href="#">

Pero el hecho que marcará en mayor medida esta época será el CINCUENTENARIO FUNDACIONAL de nuestra Hermandad, erigida Canónicamente el 26 de marzo de 1957 y cuyos actos de celebración quedaron enmarcados entre el 1 de noviembre de 2006 y el 26 de marzo de 2007. Para conmemorar fecha tan importante se elaboró un programa extraordinario de actividades compuesto prácticamente en su totalidad por ideas aportadas por los hermanos y que destacaron por su marcado carácter sobrio e íntimo. Pensado para los hermanos de la “Buena Muerte”, hemos podido disfrutar de momentos intensos, entrañables e irrepetibles. A continuación detallaremos algunos de los momentos más destacados de este programa:

El 9 de octubre de 2006, D Francisco Castell (hno.) presenta oficialmente los actos en la casa de hermandad, en donde se dan a conocer el cartel y emblema conmemorativos originales de D. Manuel Castellano y D. Enrique Fernández (hno.) respectivamente. Y el 1 de noviembre y tras el traslado de nuestro Titulares a la Iglesia de la Victoria, se inauguran los actos con una solemne y muy emotiva Eucaristía de Acción de Gracias cargada de elementos simbólicos de nuestros primeros días, como por ejemplo la presencia ante el Altar de una imagen del Niño Jesús en recuerdo a nuestros orígenes a través de la Archicofradía del mismo nombre del antiguo Patronato Católico de la calle Ponce o el recuerdo a los antiguos congregantes y alumnos de dicho colegio donde se fundó la Hermandad. En este acto se le dedicó sentido homenaje a los hermanos fundadores D. Rafael Barrera, actual número 1 de la Cofradía, así como -a título póstumo- al que lo fuera desde su fundación y hasta su fallecimiento D. Francisco Núñez, ambos ejemplos de amor y entrega a su Cofradía.

En Diciembre, se expuso en la casa de hermandad una amplia colección de fotografías en las que se pudieron contemplar en imágenes cincuenta años de vivencias.
Los actos previstos para el día de la Inmaculada Concepción en honor a la Stma. Virgen se vieron empañados por la presencia de la lluvia a primeras horas de la mañana, y que impidió el desarrollo del Rosario de la Aurora y posterior Procesión de Gloria que con la imagen de nuestra Madre del Dulce Nombre se habían previsto para esa jornada. Sí se llevaron a cabo sin embargo, la Eucaristía a los pies de nuestra Patrona de la Merced y el besamanos a la Virgen durante el resto de la jornada.

Durante los meses de enero, febrero y marzo de 2007, se desarrollaron diversas ponencias que conformaron un Aula de Formación en la que por diversos ponentes, se trataron variados temas que resultaron muy interesantes.

Comenzada la Santa Cuaresma, el Quinario que habitualmente celebra esta Corporación en su primera semana, tomó en este año un carácter especial. Con predicaciones en cada jornada a cargo de uno de los distintos Directores Espirituales que ha tenido la Hermandad, culminándose con la Eucaristía de Instituto presidida por el Sr. Obispo de la Diócesis y la imposición de la “Insignia de Oro del Cincuentenario” a D. Rafael Barrera, D. Francisco Núñez (hijo), D. Antonio Grilo, Dña. Mercedes Sánchez, D. Diego López, D. José Montoro, D. Antonio Villasán y D. Manuel Castell, que cumplían cincuenta años como hermanos. La jornada se completó con un almuerzo de hermandad al que asistió un nutrido grupo de cofrades.
En la quinta jornada y tras la Recepción Canónica de los nuevos miembros, se llevó a efecto el nombramiento como “Hermanos de Honor” de los Sres. D. José Olmedo, D. Manuel Olmedo, D. Carlos Otero y D. José Carlos Gutiérrez, colaboradores durante años y personas muy queridas por todos.

Uno de los mayores recuerdos del cincuentenario fue sin duda la presencia del Stmo. Cristo en el Santuario de San Juan Grande -Patrón de la Diócesis-, a donde se trasladó para exponerlo durante todo el día 11 de marzo en devota ceremonia de besapies, acercándolo de esta forma a los enfermos e impedidos que en el Sanatorio de Santa Rosalía se encuentran ingresados y atendidos por los hermanos de San Juan de Dios. Ya caída la tarde y con la celebración de un piadoso y ejemplar Via-crucis, se consumó el traslado de vuelta de la Imagen a nuestra Sede.

Y para concluir este repaso a algunos de los principales momentos de nuestro Cincuentenario, recordaremos la magnífica “Evocación a Cincuenta años de Buena Muerte en Jerez” que tuvo a su cargo el conocido cofrade D. José Antonio González de la Peña con diversas colaboraciones de miembros de la Cofradía y del conocido saetero “Luis de Pacote”. Celebrado en la Sala Compañía el día 26 de marzo, sirvió como digno colofón al programa de actividades y contó con la presentación de la marcha “María Stma. del Dulce Nombre” compuesta y dedicada a nuestra Imagen Titular por el hermano D. Jesús Gayoso.

También cabe destacar que el Excmo. Ayuntamiento de Jerez acordó que con motivo de nuestro cincuenta aniversario y tras la petición de la Cofradía de rotular una calle del barrio con el nombre de nuestro Bendito Cristo Titular, que el conocido como “Angostillo” pasase a designarse con el nombre “Angostillo del Santísimo Cristo de la Buena Muerte”, lo que se llevó a efecto en la mañana del Domingo de Ramos con la presencia de la Sra. Alcaldesa de la Ciudad.
Pero la cosa no acaba aquí, por que en 2009 seguiremos de celebraciones. Pero de eso ya hablaremos.....